LA MEDICINA FUNCIONAL AFRONTA LOS DESAFÍOS DEL SIGLO XXI Y SE ABRE CAMINO EN EL MUNDO - FullMagazine

Últimas Noticias

starz-lionsgate-lionsgate+

sábado, marzo 19, 2022

LA MEDICINA FUNCIONAL AFRONTA LOS DESAFÍOS DEL SIGLO XXI Y SE ABRE CAMINO EN EL MUNDO

Las Enfermedades No Transmisibles (ENT) o Enfermedades Crónicas se caracterizan por tener una larga duración y una evolución lenta; son la principal causa de muerte y discapacidad en el mundo y se considera que no tienen solución definitiva. Según la OMS, estas enfermedades que surgen de la combinación de factores genéticos, fisiológicos, ambientales y conductuales matan a 41 millones de personas cada año, lo que equivale al 71% de las muertes que se producen en el mundo. 
medicina-funcional

Colombia no es la excepción en este panorama,  según la Organización Panamericana de la salud,  en 2016 se registraron en el país 282.000 muertes de las cuales el 74,8% fueron causadas por enfermedades crónicas; hablamos de un gran abanico de padecimientos, entre ellos enfermedades cardiovasculares como la hipertensión arterial, los ataques cardíacos, los accidentes cerebrovasculares, el cáncer, la diabetes y las enfermedades respiratorias crónicas como la enfermedad pulmonar obstructiva crónica y el asma  por mencionar los más frecuentes. Estos diagnósticos para el sistema de salud representan un foco  crítico que requiere atención, tanto por la gran carga de morbimortalidad como por los altos costos  económicos derivados  de ella; tal como lo muestran las cifras encontradas en un estudio elaborado por la consultora Deloitte en nueve países de América Latina, donde se evidencia  que  las enfermedades cardiovasculares cuestan aproximadamente $6,4 billones al año en Colombia, de los cuales, $3,84 billones son asumidos por el sistema de salud.
A estas significativas repercusiones en materia social y económica nacional se suma la experiencia de cada paciente que enfrenta estos diagnósticos, padece sus síntomas y ve mermada su calidad de vida en el tiempo.
Frente a esta problemática, donde los países invierten demasiado dinero y los pacientes gran parte de su vida y su energía, viene surgiendo un camino que cada vez toma más fuerza: la  Medicina Funcional,  un abordaje médico  que evaluando el cuerpo humano como un conjunto de sistemas fisiológicos busca encontrar la causa raíz de las enfermedades crónicas y plantear una estrategia de tratamiento  que conecta al médico y al paciente  permitiéndoles trabajar en equipo para este propósito, así más allá de generar fórmula médica para determinados síntomas,  se plantea fortalecer las funciones del organismo, remover aquellos factores que perpetuán la enfermedad  y mejorar el estado de salud y bienestar.
Este camino terapéutico tiene su base en el manejo consciente y estructurado del estilo de vida, teniendo en cuenta pilares como la alimentación enfocada a las necesidades particulares del individuo, actividad física personalizada, recuperación e higiene del descanso y el sueño, manejo apropiado del estrés y las emociones y exposición a cargas tóxicas. La medicina funcional reconoce   la individualidad de cada paciente y su interacción única con el ambiente que lo rodea.
Para lograr este enfoque se emplea un sistema de precisión recolectando y organizando sistemáticamente la historia  clínica, trabajando  sobre una línea del tiempo que lleva a encontrar y detectar esos factores que originaron los problemas de salud e impiden la recuperación; en este proceso también cobran importancia un examen físico detallado y exámenes paraclínicos básicos y especializados encaminados a buscar alteraciones, que una vez corregidas, permitan lograr el tan buscado y anhelado equilibrio en salud.
Al  encontrarse con esta visión, puede surgir la pregunta  si realmente la medicina funcional puede  hacer la diferencia; a este respecto ya la evidencia científica soporta  ventajas de sus resultados, tal como lo demuestra un estudio realizado por Cleveland Clinic, donde se compararon pacientes con enfermedad crónica atendidos en un centro de medicina familiar, versus un centro de medicina funcional, encontrando que los pacientes en el modelo de medicina funcional en sus seguimientos  a los 6 y a los 12 meses reportaban mayores puntajes en calidad de vida tanto en salud física como mental, poniendo de manifiesto los beneficios de este abordaje.
Ahora bien, teniendo en cuenta lo anterior sumado a lo manifestado en la Revista Ciencia Salud, en su artículo Costos de la enfermedad crónica no transmisible: la realidad colombiana1, “Mientras que en el mundo se prevé la disminución en un 3 % de las defunciones causadas por enfermedades infecciosas y carencias nutricionales durante los próximos diez años, las defunciones por enfermedades crónicas, en especial las cardiopatías, los accidentes cerebrovasculares, el cáncer, las enfermedades respiratorias crónicas y la diabetes, aumentarán un 17 %, entonces, ¿por qué no intentar la Medicina Funcional?
1.       Fuente: Gallardo-Solarte K, Benavides-Ac
2.       osta FP, Rosales-Jiménez R.

----

-------------------------------
GRACIAS POR ESTAR AQUÍ, POR LEERNOS Y POR SER 
PARTE DE AQUELLOS QUE ESTÁN CAMBIANDO EL MUNDO. 
HOY NECESITAMOS DE TI Y PEDIMOS QUE NOS APOYES
PARA QUE  PUEDAS SEGUIR DISFRUTANDO DE
NUESTRO CONTENIDO Y ACTUALIZACIONES

AGRADECEMOS TU COLABORACIÓN! 
HAZ TU DONACION
👇🏻👇🏻👇🏻👇🏻👇🏻👇🏻👇🏻👇🏻
alt-davivienda-donaciones
CUENTA AHORROS A NOMBRE DE  SARAH MENDEZ
0570002870317779 
-------------------------------
alt-nequi-donaciones
🇨🇴📞📲 350-2496445 
----------------------------------------------
alt-paypal-donaciones

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Tu opinión es muy importante para nosotros, en breve responderemos